viernes, 22 de marzo de 2013

             Y bueno... ya es inminente; volveré a la universidad y no hay nada más que hacer. Se me acabaron las vacaciones y con ellas la tranquilidad de la burbujita segura que es mi hogar. Ahora no queda más que salir todos los días a la calle, ver todos los días a la gente moviéndose de aquí para allá, riéndose los unos con los otros sabiendo que yo no pertenezco a eso.


Soy testigo oculto del movimiento de la vida y  aún no logro cogerle el ritmo a tanto vaivén. 

            Pienso que este año es una gran oportunidad... pero aún así no logro sacarme las ganas de hacerme pequeña y meterme dentro de una nuez, de estar en mi lugar y hacer mi vida sin tener que interactuar con personas que me recuerdan que soy una pieza de otro rompecabezas. No sé si es así o no... hay noches estrelladas en que pienso que en realidad todos somos distintos solo que algunos escondieron un poco esa esencia para pasar desapercibidos y confundirse en la masa, para no sentir que no calzaban y ser parte de todo eso que ahora tanto me atemoriza.

              Quisiera ahora estar lejos de aquí. En mi nuevo hogar, en mi nueva camita, tapada hasta la cabeza con mantas suavecitas y abrazada de quien ahora pone sonrisas en mi corazón. Quisiera tener una taza de café en las manos y que ese olor lo llenara todo. Quisiera estar así y no preocuparme por la u. Quisiera estar así y no temer que llegue el invierno...

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¿Algo qué decir? =)